Glossarium

Gurú y Satgurú

    Gurú es una palabra en sánscrito que se utiliza para referirse a un Maestro o Guía Espiritual, o incluso a un maestro en general. La sílaba “Gu” significa “oscuridad”, “ignorancia” y la sílaba “Ru” significa “Luz”, de manera que Gurú es aquel que desvanece la oscuridad de la ignorancia por medio de la luz que aportan las enseñanzas.

    Cuando a la palabra Gurú se le agrega el prefijo Sat- (Verdad, Ser, Esencia…), se forma la palabra Satgurú que tiene varios significados:

    Satgurú puede significar “Verdadero Maestro” o “Maestro de la Verdad”; un Maestro que desvanece la oscuridad de la ignorancia con la Luz de la Verdad Espiritual, la Luz que aportan las Enseñanzas Espirituales.

    Otra interpretación es que Satgurú se refiere a que el Verdadero Maestro es nuestro Maestro Interior, nuestro Guía Interior, nuestro Ser Verdadero, nuestra Esencia.

    O también, Satgurú puede significar que la Verdad es el Maestro. Cada vez que conocemos o descubrimos la Verdad de algo, esta nos ilumina y nos libera de la ignorancia al respecto. Bien dijo el Maestro Jesús: Conoceréis la Verdad, y la Verdad os hará libres.

Zen

Cómo llegar a ser un Buddha

    Un hombre fue a ver a Lin Chi, un gran maestro Zen, y le dijo: Me gustaría llegar a ser un Buddha, ¿qué debo hacer?

    Entonces Lin Chi lo echó a bastonazos del templo.

    El hombre fue a ver a otro maestro, y al preguntarle cómo llegar a ser un Buddha, el otro maestro casi lo mata con una espada; así que salió corriendo.

    El hombre regresó con Lin Chi, y este gran maestro le dijo: Quédate, pero no vuelvas a preguntar cómo llegar a ser un Buddha, porque ya lo eres; simplemente, sé tú mismo.

Bhagavad Gita

Estrofa 2.16

Lo que no es

no puede llegar a ser.

Lo que es

no puede dejar de ser.

(Bhagavad Gita)

    La existencia solamente es posible gracias al ser. Lo que no es (la nada, el no-ser, la negación del ser) no puede llegar a ser, ni existe ni puede llegar a existir, ni puede causar u originar (Ex nihilo nihil fit = nada surge de la nada).

    En cambio, Lo que es (el Ser Universal, el Espíritu Supremo, Brahman, Dios) es Eterno y, por tanto, siempre ha sido, siempre es y siempre será.

Glossarium

Felicitas, Eudaimonía y Ananda

    La palabra latina Felicitas es el origen de la palabra española “Felicidad”; proviene del latín Felix (fértil, fructífero, productivo); además, para los antiguos romanos, Felicitas era el nombre de la diosa del éxito, la riqueza y la prosperidad, y era representada como una mujer portando una Cornucopia (el Cuerno de la Abundancia). Por tanto, Felicitas puede referirse a la Felicidad material o a que la Felicidad depende de lo material, de lo externo.

    En cambio, los antiguos griegos utilizaban la palabra Eudaimonía para referirse a la Felicidad. Eudaimonía proviene del griego Eu (bueno, bien) y Daimon (Espíritu), y significa “Buen Espíritu”, “Bienestar Espiritual”. Filósofos como Sócrates y Aristóteles consideraban que la Felicidad se alcanza mediante la práctica de la virtud y el obrar según la razón, que no mediante las posesiones materiales, ni las riquezas.

    No obstante, en el Vedanta (filosofía espiritual que forma parte del Hinduismo) se va más allá y se nos dice que Ananda (“Felicidad” en sánscrito) es parte de lo que somos realmente, pues nuestro verdadero Ser (Atman) es Sat-Chit-Ananda (Esencia-Conciencia-Felicidad), lo cual significa que la Felicidad no es algo que debamos buscar o procurar alcanzar, sino que ya somos Felicidad; de manera que quien es consciente de su verdadero Ser, siente y manifiesta genuina y profunda Felicidad.